El blog de Javier García Aranda

La hija negra

Javier García Aranda – marzo 2018

María José y Juan Carlos, la hija y el hijo de la señora Antonia, nacieron con el pelo rubio y la tez blanca, son de una altura más que considerable y se han mantenido con figuras rayanas a la delgadez. Con el paso del tiempo, cuando se hizo muy mayor, la madre necesitó especiales cuidados y compañía. Y desde el otro lado del océano llegó a sus vidas Thania, mujer de baja estatura y recia como una roca.

Sin poder llegar al final de este duro invierno, Antonia hizo su tránsito de forma tranquila, en su casa, acompañada por su hija y su hijo. Después, mientras quienes la velaban mantenían la compostura propia del entorno aséptico y ecléctico en que honramos a quienes acaban de fallecer, Thania lloraba desgarradamente.

Ante el féretro de Antonia -que relucía hermosa y esbelta como una diosa-, cuando su hija trataba de explicar a un amigo quién es Thania, la mujer esculpida en azabache, entre sollozos, reivindicó su estatus sin dar lugar a conjeturas: “yo soy la hija negra de Antonia”.

¿Quieres hacer algún comentario? – Iruzkinik egin nahi duzu?